El comedor, un sitio más donde aprender

941 58 48 02
El comedor, un sitio más donde aprender

Cuando se elige una escuela infantil en Logroño hay varios detalles en los que es importante fijarse. Uno de ellos es si el centro dispone de un comedor y un nutricionista. Gracias a este servicio uno podrá dejar con total tranquilidad a su pequeño sin tener que preocuparse por que su alimentación sea la correcta. Poder confiar en que la comida de cada día va a ser equilibrada y se va a hacer el aporte alimenticio necesario es de gran importancia. Pero el comedor no sólo será un espacio para cumplir con las necesidades nutricionales sino también un espacio de aprendizaje. Por eso hoy queremos hablar de los beneficios que aporta a un niño el disfrutar de este servicio.

El comedor es un espacio más donde los pequeños podrán aprender. Gracias a él descubrirán que la comida también tiene una reglas con una higiene y unos hábitos asociados. En casa no siempre es fácil establecer una rutina y a veces esto puede llevar a que los críos pongan problemas para comer. Sin embargo, en un comedor de una guardería habrá unos tiempos limitados y unas normas. Gracias a ellas el niño aprenderá a aprovechar este momento sin caprichos.

Además, es muy habitual que en una escuela infantil en Logroño los chiquitines tiendan a imitar a sus compañeros. Por ello es más raro que pongan problemas en cuanto a determinados alimentos. También hay que tener en cuenta que al no haber una persona que esté presionando para que acabe su plato, el niño disfrutará más relajado de su comida.

En A Gatas disponemos de un centro con todo lo necesario para cuidar y educar a tu pequeño. No esperes más para contactar con nosotros.